El ejercicio sirve para regular nuestras hormonas

Las hormonas son moléculas de diversa naturaleza que se producen en las glándulas secretoras o endocrinas. Trabajan conjuntamente con el sistema nervioso, y son las encargadas de que actuemos, sintamos y pensemos tal y como lo hacemos. Cumplen un rol muy importante en el cuerpo: tienen el objetivo de proporcionar el crecimiento correcto. La glándula pituitaria se encarga de secretar las hormonas del crecimiento durante la infancia y la adolescencia.

Además, las hormonas cumplen las siguientes funciones:

  • Activan o inhiben enzimas
  • Se encargan de la reproducción
  • Controlan el uso y almacenamiento de energía
  • Tienen acción dinámica sobre diversos órganos
  • Se encargan de las características sexuales

Existen distintos tipos de hormonas en nuestro cuerpo y cada una de ellas cumple una tarea específica en él.

Entre las hormonas más importantes encontramos las siguientes:

  • Progesterona: Secretada por los ovarios, el útero y las glándulas mamarias para regular el ciclo menstrual.
  • Insulina: Aumenta el uso de la glucosa y disminuye el azúcar en la sangre.
  • Tiroxina: Producida por la glándula tiroides y paratiroides. Regula el metabolismo del calcio y del fósforo en el cuerpo.
  • Adrenalina: Producida por las glándulas suprarrenales. Incrementa la frecuencia cardíaca, contrae los vasos sanguíneos y provoca un estado de alerta y excitación elevado.
  • Serotonina: Neurotransmisor que controla el humor, el apetito y el sueño.
  • Dopamina: La dopamina es un neurotransmisor que aumenta el ritmo cardíaco y la presión arterial.
  • Melatonina: Modula el sistema inmunitario, tiene efecto antioxidante y también es causante del sueño.
  • Somatotropina: Hormona que causa efectos en los huesos y músculos, provocando la estimulación del crecimiento y la mitosis celular.
  • Prolactina: Actúa sobre las mamas, el útero y el sistema nervioso central. Se encarga de la producción de leche en el embarazo, además de dar placer al momento de las relaciones sexuales.
  • Oxitocina: Forma parte de las causas del orgasmo y también está presente en las reacciones que provocan la confianza con la gente.
  • Leptina: Hormona producida por el tejido adiposo, su función es la de disminución el apetito y aumento del ritmo del metabolismo.
  • Orexina: Cumple la función de aumentar el gasto de energía y provocar el apetito.

¿Cómo regula la hormonas el ejercicio?

Lo primero que debemos saber es que el cuerpo humano es el conjunto de un todo. El sistema nervioso trabaja a la par que el sistema endocrino. Mientras que uno produce neurotransmisores, el otro produce hormonas que complementan. Al hacer ejercicio nuestro cuerpo activa una serie de procesos químicos o neuroquímicos para hacer frente al estrés producido por estos estímulos. Cuando entrenamos nuestro cuerpo genera adaptaciones en nuestro metabolismo, en el sistema respiratorio y vascular, en la sangre y a nivel global. Estos cambios son coordinados por el sistema nervioso y endocrino cada vez que realizamos un entrenamiento y nos recuperamos del mismo. El ejercicio activa algunas hormonas para regular nuestro rendimiento en cada jornada, y después de ella, al momento de la recuperación muscular.

Entre las funciones que tienen las hormonas en nuestro organismo al hacer ejercicio destacan: Regular la temperatura corporal, Fortalecer músculos, Variar el estado de ánimo, Estimular el metabolismo para favorecer la pérdida de peso.

Hormonas que se activan con el ejercicio

  • Hormona antidiurética: Se relaciona con la absorción de líquidos en la vejiga.
  • Hormona de crecimiento: Aumenta el volumen de músculos, huesos y colágeno. Cumple un rol muy importante en el metabolismo de las grasas. Comienza a segregarse en la hipófisis o pituitaria tras 25 minutos de ejercicio. El aumento varía según la duración e intensidad.
  • Prolactina: Los niveles de prolactina se incrementan temporalmente con el ejercicio. Es liberada por la pituitaria y regula el crecimiento y desarrollo de las glándulas mamarias, la producción de leche en la lactancia y el metabolismo de las sales.
  • Endorfinas: Cuando se realiza una actividad física intensa y regular, por lo menos tres veces por semana durante 60 minutos, se liberan endorfinas. Estas aumentan el estado de bienestar y disminuyen la sensación de dolor emocional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *